Observatorio Esclerosis Múltiple

Idioma:CA ES

Embarazo

Beneficios de la lactancia en mujeres con esclerosis múltiple

 

04/05/2018     Comentar
lactancia esclerosis multiple

La leche materna es, sin duda, el mejor alimento infantil que existe: contiene todos los nutrientes necesarios para el correcto desarrollo del bebé y fortalece su sistema inmunológico.

Algunos estudios demuestran incluso que los niños de mujeres con esclerosis múltiple son menos propensos a determinadas infecciones.

En la población general, la lactancia es recomendable por lo menos durante los primeros 6 meses de vida, periodo que puede ampliarse en combinación con alimentos complementarios hasta los 2 años. En mujeres con esclerosis múltiple (EM), no obstante, este período puede reducirse, ya que algunos síntomas propios de la enfermedad, como el entumecimiento, pueden dificultar el proceso, y en muchos casos es más recomendable retomar la medicación que seguir lactando.

La lactancia materna fortalece el sistema inmunitario del niño y reduce las recaídas de la EM durante los primeros meses

En general, la mayoría de síntomas de la EM mejoran o se estabilizan durante la gestación, y es en el post-parto cuando pueden aparecer recaídas o brotes, hasta en un 40% de los casos. Por ello, hasta hace unos años, la lactancia se desaconsejaba a estas pacientes. No obstante, es importante dejar claro que esto se debe a la vuelta a la normalidad del sistema inmunológico, y que la lactancia no afecta en ningún caso a ello.

                                               Embarazo con EM

La lactancia sería beneficiosa para las mujeres con EM. De hecho, un estudio publicado en la revista Jama Neurology sugiere que la tasa de recaídas durante los primeros meses es menor si se amamanta al bebé. Amamantar al bebé será recomendable en función del tratamiento que siga la paciente y la recomendación del neurólogo, ya que no existe un tratamiento efectivo para prevenir los brotes tras el parto.

No obstante, la lactancia materna no es recomendable si se toman esteroides como la metilprednisolona para una posible recaída post-parto, ya que pueden pasar a la leche materna. En estos casos se puede extraer la cantidad necesaria antes del tratamiento para poder usar la leche al empezarlo. Del mismo modo, el neurólogo valorará, según la severidad de la enfermedad, si es más adecuado mantener la lactancia o si es más importante retomar la medicación para evitar una posible recaída.

 

Acceso al documento original:

Exclusive Breastfeeding and the Effect on Postpartum Multiple Sclerosis Relapses. Jama Neurology, 2015. Disponible en: https://jamanetwork.com/journals/jamaneurology/fullarticle/2429941

0 comentarios

Acepto la política de privacidad del Observatorio y cedo mis datos personales para recibir más información