Observatorio Esclerosis Múltiple

Idioma:CA ES

Trabajar

Me han diagnosticado esclerosis múltiple: ¿puedo seguir trabajando?

 

04/07/2019     Comentar
trabajar esclerosis múltiple

Además de proporcionar un salario, el trabajo otorga un sentimiento de valía personal y de utilidad como miembro de la sociedad. Según un informe de la Federación Internacional de Esclerosis Múltiple sobre EM y empleo, demasiadas personas con esclerosis múltiple abandonan su trabajo antes de lo que sería necesario o de lo que querrían.

El informe está basado en los datos de una encuesta realizada a 12.200 personas con esclerosis múltiple (EM) de 93 países. Los datos recogidos mostraron que el 43% de las personas con EM sin trabajo habían dejado de trabajar tres años después del diagnóstico y que la cifra ascendía al 70% después de diez años.

Respecto al año 2010, menos personas han reducido su jornada laboral o han cogido bajas temporales y más personas han afirmado no necesitar cambiar su horario de trabajo. Las cifras evidencian la necesidad de llevar a cabo cambios que permitan a las personas con EM conservar sus puestos de trabajo durante más tiempo. Estos cambios requieren, además del papel activo de las personas con EM, la colaboración de las empresas, de las organizaciones de EM y de los políticos.

Las personas con esclerosis múltiple no están obligadas a informar de su enfermedad en el trabajo. Sin embargo, resulta más fácil adaptarse a los cambios si la empresa tiene constancia de la situación. De esta manera, es posible hablar con el empresario o empresaria para ajustar las tareas, el horario o el lugar de trabajo a los síntomas de la EM.

El empresario o empresaria y el trabajador o trabajadora tienen que estar al corriente de la legislación al respecto. Consultar las decisiones que uno mismo toma con familiares y amistades permite tener otros puntos de vista, además de su apoyo.

Por su parte, los empresarios o empresarias deben de actuar de acuerdo con la legislación y ser conscientes de que la EM es una enfermedad con múltiples grados de afectación. Cada caso es diferente. Por tanto, preguntar es la mejor manera de conocer la situación de cada persona. En las organizaciones de EM se puede encontrar asesoramiento para gestionar los casos de los trabajadores y las trabajadoras con EM. Estas organizaciones deben proporcionar información a las personas con EM sobre sus opiniones en el ámbito laboral, sus derechos y los múltiples servicios disponibles.

Es necesario que las leyes protejan contra la discriminación a las personas con de EM. Asimismo, se necesita investigar más a fondo la relación entre trabajo y EM para saber de qué manera afecta la enfermedad a la actividad laboral y viceversa.

Acceso al documento original:

Employment and MS https://www.msif.org/  

  • Valora este contenido: 

0 comentarios

Acepto la política de privacidad del Observatorio y cedo mis datos personales para recibir más información