Observatorio Esclerosis Múltiple

Idioma:CA ES

Vida familiar

9 aspectos que necesitas saber si tu pareja tiene esclerosis múltiple

 

13/01/2016     Comentar
pareja esclerosis multiple

Convivir con una persona afectada por esclerosis múltiple (EM) implica un nuevo enfoque de la vida cotidiana, tanto para la persona que ha sido diagnosticada como para su pareja. Para afrontar los nuevos retos hace falta una buena dosis de comprensión, comunicación y empatía. Pero, sobre todo, es necesario que la pareja de la persona afectada por EM se implique un poco más en este viaje; a veces un pequeño gesto puede tener un valor incalculable. En este artículo se exponen algunos consejos para que las parejas de los afectados puedan afrontar la situación con mayor convicción.

1-Aprender sobre la enfermedad

La primera cosa que es importante hacer si la pareja sufre esclerosis múltiple (EM) es informarse bien. Para hacerse una idea, la EM es una enfermedad autoinmune que daña el sistema nervioso central y que puede provocar una larga lista de síntomas: fatiga, debilidad, problemas de equilibrio y de coordinación, hormigueo y entumecimiento, dolor, problemas de visión, problemas cognitivos, problemas de vejiga o de intestino, dificultad para andar e, incluso, parálisis. Sin embargo, cada persona experimenta unos síntomas diferentes según el tipo de EM que sufre y su grado de afectación.

2-No tener miedo de expresar las emociones

La EM es una enfermedad imprevisible, y es normal que la persona con EM y su pareja experimenten un amplio abanico de emociones: desde miedo hasta ira, angustia o negación de los hechos. El verdadero reto es compartir los pensamientos y las emociones con la pareja, avanzar de forma conjunta y, sobre todo, hacerlo de forma constructiva. Llorar si un día se tienen ganas, no hace falta contenerse, es perfectamente lógico.

3-Desarrollar un lenguaje común

Un matiz sutil en las palabras de la pareja puede tener mucho significado. Es necesario estar atento a las palabras que la persona con EM escoge para describir los síntomas o los cambios personales. Si ya se ha creado un bagaje de experiencias comunes que faciliten la comunicación, seguramente bastarán pocas palabras para entender aquello que uno mismo desea o para expresar la opinión propia sin problemas. Se trata de concentrarse en desarrollar la relación de pareja afrontando los retos que la EM plantea.

4-Intentar preservar la energía de la pareja con EM

Es necesario ser consciente de que muchas de las tareas que para uno mismo son sencillas, pueden resultar agotadoras para la pareja con EM. Así, es necesario evitar que la persona afectada realice actividades que pueden suponerle un mayor esfuerzo. De esta manera, durante el tiempo compartido con la pareja, la persona con EM estará más relajada y tranquila y serán momentos de mayor calidad para ambos. Y como en cualquier otra relación, ser servicial sin que nadie lo pida no tiene precio.

5-Evitar los factores externos

Hace falta ser consciente de que ciertos factores externos o ambientales, así como algunos factores referentes a la salud, pueden afectar mucho a la pareja. Muchos de los afectados por esclerosis múltiple son susceptibles a los cambios de temperatura, y algunas enfermedades agudas pueden incrementar temporalmente sus síntomas. Por otro lado, el ruido y los acontecimientos demasiado estimulantes pueden ser extenuantes: una jornada de gran actividad puede provocar que la pareja con EM necesite al menos dos días para recuperarse.

6-Cuidar de uno mismo

El hecho de convivir con alguien afectado por una enfermedad crónica como es la EM puede ser emocionalmente agotador, físicamente extenuante, agobiante y monótono; no sólo para uno mismo sino también para el otro. Hace falta no olvidarse de las aficiones propias, y evidentemente, seguir realizando las actividades que se hacían hasta el diagnóstico. También es importante estar atento a los síntomas de la depresión y de la propia fatiga. Y si se necesita ayuda, es importante pedirla.

7-Anticiparse a les necesidades de la pareja y evitar los obstáculos

Hay que tener en cuenta las debilidades de la pareja. Si es sensible al calor, saber cuáles son las mejores estrategias para que se refresque. En este sentido, el hielo tiene unas propiedades magníficas. Y si las caminatas largas incrementan el riesgo de caída de la pareja, ¿por qué no acomapañarla en coche hasta la puerta de casa? Cada situación puede resolverse de diferentes maneras. Sobre todo, hace falta tener en cuenta que la fatiga es el peor enemigo.

8-Saber que la EM no es exclusiva

La EM no tiene por qué ser responsable de todos los problemas de salud de la persona afectada. El hecho de que una persona esté afectada por EM no excluye que pueda tener otras enfermedades. Por tanto, se recomienda seguir haciendo las revisiones médicas periódicas y tomar la medicación pertinente que recete el médico en caso de enfermedad aguda. No obstante, es cierto que la combinación de enfermedades puede incrementar algunos síntomas asociados a la EM.

9- Sortear los altibajos

En esta situación, se recomienda tener paciencia y apoyar a la pareja en todo momento. Habrán días que serán buenos y días que serán malos, pero se puede ayudar de muchísimas maneras distintas: a nivel físico, emocional, financiero, social, espiritual, etc. Las palabras claves son: paciencia, apoyo, comunicación y empatía. Si se consigue mantener este equilibrio, seguro que podrán superarse todos los altibajos de la vida juntos.

 

Referencia:

9 Things to Know When Your Partner Has MS http://www.healthcentral.com/ Disponible a: http://www.healthcentral.com/multiple-sclerosis/cf/slideshows/9-things-know-when-your-partner-has-ms?ap=2008#slide=1

Revisado por: Sylvia Lara Col·legi Oficial de Psicòlegs de Catalunya (col·legiada nº 22.110)
  • Valora este contenido: 

0 comentarios

Acepto la política de privacidad del Observatorio y cedo mis datos personales para recibir más información